Helado de queso curado de oveja

Publicado el 14 agosto, 2020

l

por Lacteas Zamoro

Si tuviéramos que destacar una de las maravillas del verano, esa sería el regreso de los helados a nuestras vidas. Casi nadie nos podemos resistir a tomar uno durante estos meses de calor. Además, los avances gastronómicos están permitiendo extender este delicioso capricho un paso más allá del postre. Hoy traemos 3 recetas con helado de queso curado de oveja para imprimir un toque veraniego a nuestros platos.

Recetas con helado de queso curado de oveja

Los amantes del queso estamos de enhorabuena. Ya podemos disfrutar del queso curado de oveja en su versión más refrescante, en helado. Incorporando este nuevo formato a nuestra dieta no solo conseguiremos mitigar la sensación de calor, sino que mantendremos intactas todas sus propiedades y beneficios.

Pollo cajún con helado de queso de oveja curado

La carne es un excelente acompañamiento para este helado. En esta ocasión, recomendamos el pollo con especias cajún, ya que de su combinación resulta un plato sorprendente y realmente delicioso.

 

 

Basta con trocear la pechuga en dados pequeños, sazonarla y especiarla al gusto. Se fríe con un buen chorro de aceite de oliva y estará listo. El picante de las especias cajún marida a la perfección con el toque salado del helado de queso de oveja.

Con chutney de mango

El queso de oveja curado en su formato tradicional combina muy bien con multitud de frutas: nectarinas, higos, uvas, melocotones, melón, etc. Por ello, en su versión helada sugerimos añadirle chutney de mango. Es similar en textura a la mermelada, aunque aglutina sabores dulces, otros más agrios e incluso picantes.

 

 

Para elaborarlo, lo primero que deberemos hacer es cortar en trozos 2 kilos de mango. A continuación, picaremos 500 gramos de cebolla, 2 dientes de ajo y 2 gramos de jengibre. En una cacerola volcaremos todos estos ingredientes junto a 100 gramos de pasashojuelas de chilevinagre , sal y azúcar al gusto. Lo cocinamos a fuego medio y removemos hasta que se disuelva el azúcar. A partir de ese momento, dejaremos que se cocine una hora a fuego lento, moviendo cada cierto tiempo para que no se pegue.

 

 

Es muy importante que guardemos el chutney en un envase hermético durante un mes antes de consumirlo.

Con membrillo

 

 

Cerramos el listado con un clásico que nunca falla, pero en su versión actualizada: helado de queso curado de oveja con membrillo. Ya sea como aperitivo antes de la comida o para cerrar con un buen sabor de boca la cena, será una mezcla por todos conocida en un formato muy atractivo. Una combinación sencilla y 100 % apetecible.

 

 

 

Como vemos, sorprender a nuestros invitados con un producto reconocido y de calidad es muy sencillo de la mano del helado de queso curado de oveja. ¡Buen provecho!

Written by Lacteas Zamoro

Otras noticias

Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *